Dos mafiosos habrían acordado reunirse con un minero de criptomonedas a quien había brindado un importante financiamiento para llevar a cabo sus operaciones.Inicialmente, el minero había recibido cerca de 10 millones de yuanes chinos, cerca de $1,8 millones de dólares, de parte de los mafiosos para poner a funcionar unas instalaciones de minería de criptomonedas cuya localización se desconoce, pero se presume que está en China.

Luego de haber ganado $370.000 dólares de renta, el minero informó a los financistas que las criptomonedas no podrían ser convertidas a dinero fiduciario debido a las fuertes regulaciones que desde el gobierno de China se han impuesto a las casas de cambio, lo que enojó a los gangsters generando una discusión en la reunión. Según la policía, el minero no habría faltado a sus compromisos deliberadamente.

Luego de dispararle en el tobillo al minero de bitcoin, los mafiosos se entregaron a la policía unas horas después. Los oficiales confirmaron que los dos sujetos tienen afiliación con el crimen organizado local, lo que llama la atención de las autoridades al respecto de la participación de la mafia en la minería de bitcoin. Los funcionarios apresaron a los sujetos bajo acusación de presunto intento de homicidio. Ambos tienen investigaciones abiertas por homicidios y porte ilegal de armas, además de por otros delitos.

Previamente, en EEUU había ocurrido un robo a mano armada de $1,8 millones de dólares en ethers, lo que había comenzado a ser investigado por las autoridades del estado de Nueva York, otro caso que nos recuerda que el ámbito de las criptomonedas no está excento de que ocurran delitos cometidos a la vieja usanza, fuera del entorno cibernético.

ALD/Criptonoticias

 

16/04/2018