El caso Odebrechet es sin dudas uno de los casos de corrupción más grandes que se conozcan, puesto que vincula a presidentes, ex mandatarios y dirigentes y que ahora llevó a la condena a nueve años y medio de prisión a una de las figuras políticas más importantes de la región. Luiz Inácio Lula Da Silva, acusado de corrupción y lavado de dinero, supuestamente por recibir 11 millones de dólares en sobornos en la forma de un lujoso departamento en Guarujá.

Pese a ello, Lula reiteró su inocencia y dijo que este golpe judicial está lejos de dejarlo en lona. Porque a pesar de que enfrenta otros cuatro juicios, el ex dirigente sindical de 71 años, sigue siendo el favorito para las elecciones presidenciales de 2018.

14/07/2017