Si tiene dudas de una nueva oportunidad de negocio, desconfíe. Para eso son los canales oficiales de consulta y existen unas reglas del juego antes de entrar a negocios que se ofrecen por venta directa.

Los jóvenes de esta generación son más exigentes con sus trabajos. Por eso, están a la caza de nuevas oportunidades de ingreso y no duran más de tres años en un mismo empleo y siempre buscan oportunidades diferentes. Muchos comentarios que recibimos a través de las redes de Finanzas Personales están relacionados con las mejores formas de recibir más ingresos. Y si usted está pensando en ganar mucho sin hacer poco está tomando la vía más arriesgada y el camino más seguro a una quiebra económica.

Otros lectores prefieren averiguar más por el emprendimiento y en este campo hay muchas alternativas, como por ejemplo:

-Montar un negocio propio pequeño.

-Teletrabajar y empezar a generar ingresos como un asesor independiente.

-O, la más común de todas, afiliarse a una venta multinivel o venta directa.

En el país, existen muchas empresas de venta directa multinivel que están debidamente constituidas y que abren la posibilidad de tener un ingreso propio. Es más, según cifras que se manejan en el sector, más de 2 millones de colombianos están dedicados a esta actividad y se generan ventas cercanas a los $5 billones anuales.

Esto ha sido aprovechado por algunos criminales para estafar personas que no entienden el modelo de negocio. Es más, la Superintendencia de Sociedades tuvo que advertir este año a los consumidores sobre falsas empresas de mercadeo que prometen “grandes beneficios” y que pueden llevarlo a perder todo su dinero.

Un esquema al que no se le mide cualquiera

Aunque las ventas directas o el mercadeo multinivel aparecieron por primera vez en la década del 50, en el mundo esta modalidad está viviendo un auge por jóvenes que lo ven como un emprendimiento y por la dinámica del comercio electrónico. Estuvimos conversando con dos personas que nos contaron su experiencia y como podría decirse ‘cada quien cuenta cómo le fue en el paseo’. Además, tenga en cuenta que para llegar a recibir sus primeros ingresos por un $1 millón en el trabajo de venta directa, usted debe hacer bien la tarea.

A Claudia Martínez* el tema la entusiasmó al comienzo porque alguien cercano la convenció a que entrara en Herbalife como una oportunidad de generar grandes ingresos. “Fue por un muchacho que se veía súper activo, que le iba muy bien y que ya había dejado su empleo porque tomaba los productos. Entonces con mi esposo, tomamos la decisión de hacer la prueba del producto y eso nos llevó a involucrarnos más, hasta el punto que pedimos un crédito por $5 millones para convertirnos en supervisores y así entrar de lleno”, recuerda ella.

Eso fue hace 11 años, pero pronto empezó a llenarse de dudas porque la forma de hacer crecer la red involucraba a sus seres cercanos, como sus tíos, sus suegros y sus padres, ya que tocar puertas para vender el producto o alquilar un local para ofrecerlos no era lo más viable. Además, en una convención, se sintió parte como de una religión y eso la llevó a tomar distancia. Al final se salió, tuvo que vender por debajo del precio real y lo que le quedó tuvo que consumirlo con su esposo.

Otro caso es el de Ángela Romero* quien vende productos de Avon, pertenece a Novaventa, ofrece Avon, Esika y Dupré. Pero lo hace solo entre personas conocidas o compañeros del trabajo, esto último de manera muy reservada ya que en su empresa se arriesga a recibir sanciones por sacar tiempo para esta actividad. “En los últimos dos trabajos he tenido que hacer esto como ‘a escondidas’ porque creen que eso afecta la productividad y se presta para malos entendidos. Yo lo veo como algo de tiempo parcial y como para producir un dinero extra para gastos personales”, dice.

Maneja pedidos mínimos de $130.000 en adelante y la orden la hace cuando le cancelan al menos la mitad de lo que vale el producto y cuando recibe la otra mitad, se hace la entrega. “Es algo que sirve como para la gasolina de la moto, o para ir a comer algo diferente por fuera, pero para mi no es una alternativa de negocio independiente”, afirma.

Qué dicen los expertos

Hablamos de este tema con Doug DeVos, presidente de Amway, la compañía de venta multinivel de productos nutricionales, de higiene y cuidado personal. También es el actual presidente de la Federación Mundial de Asociaciones de Venta Directa (WFDSA, por sus iniciales en inglés). Su padre fue uno de los cofundadores de la compañía cuyo nombre nace de las iniciales de “American Way” o el ‘modo americano’ de alcanzar las metas.

“Lo llamativo del modelo de negocio es que está abierto para todo tipo de personas que quieran hacer mejor las cosas, manejar su propio tiempo y convertirse en sus jefes”, dice el directivo, al mismo tiempo que reconoce que es mejor entrar poco a poco, conocer el funcionamiento del modelo de venta directa, trabajar medio tiempo y, si la persona está convencida del producto y del negocio, tomarlo como una manera de crecer y de convertirlo en su principal ingreso.

Las 3 claves para tener en cuenta con un negocio multinivel

Reconoce que en el modelo de negocio se escudan algunas firmas que buscan atraer a personas inocentes y que en realidad quieren involucrarlas en esquemas fraudulentos. “Colombia es el único país de América Latina que tiene una ley sobre compañías de venta directa o multinivel y eso es algo en lo que nos sentimos plenamente identificados y orgullosos de haber apoyado”, dijo DeVos, al tiempo que destacó la importancia de promover la educación entre los interesados en formar parte del negocio.

Para Jeff Olson, fundador y director ejecutivo de Nerium International, la venta directa es un modelo de emprendimiento que está atrayendo a muchos jóvenes, especialmente en aquellos que prefieren desarrollar actividades de comercio electrónico. “Nuestro segmento de mayor crecimiento son los jóvenes y hemos encontrado que el 57% usan productos de cuidado personal y belleza. Ellos aman tener sus propios negocios e ingresos y por eso nuestra propuesta de valor ha sido enfocarnos en ofrecer un producto real, con oportunidades reales y que pueda hacer crecer vidas reales”, destaca el empresario.

Olson cree que el modelo de venta multinivel debe evolucionar y se aleja un poco de los estándares tradicionales donde una persona debe comprar un stock de producto para salir a ofrecerlo. “Nos parece mejor que nos hagan el pedido y no es necesario que tengan inventario. La compañía le envía el producto directamente el cliente y luego lo cobra”, dice. Eso les ha permitido crecer rápidamente los últimos años y en Colombia con solo 4 meses de trayectoria han logrado vender más de $2 millones de dólares “sin siquiera haber empezado”, agrega.

¿Y cómo diferenciar una venta directa legítima de un esquema piramidal?

La Asociación Colombiana de Venta Directa (Acovedi) da algunas recomendaciones para que la próxima vez que desee saber más de este modelo de negocio, no vaya a ser víctima de un fraude. Ante todo, debe conocer que la venta directa es la comercialización de bienes de consumo y servicios directamente a los consumidores, generalmente en sus hogares, en el domicilio de otros o en su lugar de trabajo, siempre por fuera de locales comerciales establecidos.

Usualmente se realiza a través de una explicación o demostración de dichos bienes o servicios por parte de una fuerza de ventas independiente. La Ley 1700 de 2013 en su Art. 2, se aclara que deben confluir tres aspectos en una empresa multinivel: la incorporación de personas con el fin último de vender, el pago u otras compensaciones por la venta de bienes y la coordinación de las personas incorporadas.

Las recomendaciones antes de vincularse a una empresa de venta directa o multinivel son:

Identifique una compañía y unos productos afines a usted. Revise la lista de los afiliados a Acovedi (www.acovedi.org.co) y consulte sus números telefónicos y direcciones.
Tome su tiempo para decidir, una opción legítima no desaparece en el largo plazo.

Haga preguntas sobre la compañía, sus productos o servicios, cuánto cuesta iniciar su negocio, el margen de ganancia de los distribuidores, políticas de retorno de productos.

Busque literatura e información sobre la compañía que despierte su interés. Consulte a otras personas que tengan experiencia con esa compañía y con sus productos.

Investigue y verifique toda la información que obtenga.

Si necesita ayuda para evaluar la compañía a la que desea ingresar, verifique si hace parte de Acovedi.

La Supersociedades, la Superfinanciera y los medios de comunicación están constantemente dando alertas sobre compañías no legítimas, que suelen auto-clasificarse en modelos legítimos; aproveche las herramientas que el Gobierno pone a disposición y consulte los medios de comunicación, en Colombia se cuenta con la seriedad y responsabilidad social conjunta en denunciar compañías no legítimas.

Finanzas

 

17/05/2017