El Gobierno Donald Trump rechazó calificar a algún socio comercial importante de Estados Unidos como manipulador de monedas en un informe muy esperado, confirmando una decisión del presidente de abstenerse de nombrar a China tras cambiar de opinión respecto a sus promesas de campaña.

Sin embargo, el informe semestral de monedas del Departamento del Tesoro divulgado el viernes, mantuvo a China en una "lista de vigilancia" pese a los progresos de Pekín en reducir su superávit de cuenta corriente global, citando un inusualmente amplio superávit comercial con Estados Unidos.

El Tesoro también informó que mantuvo a otros cinco socios comerciales en la lista de vigilancia: Japón, Corea del Sur, Taiwán, Alemania y Suiza.

Reuters

 

15/04/2017